Mi querido amigo Moris

Parafraseando la canción “Mi querido amigo Pipo” fui recordando retazos de mi propia historia con el rock nacional y algunos de sus iniciadores. ¡Amigos…no pidan precisiones! Ya saben de lo estropeada que está mi cabeza, cuando chocó de frente contra el muro de la historia, así que lo que les puedo dejar son colgajos magros de lo que sucedió.

Por supuesto sabía de la existencia de Moris, Mauricio Birabent, por haberlo visto en la casa de mi profesor de batería Juan Carlos Ullúa, el hippie, más o menos por el año 1969, en Bánfield, cuando ensayaban para tocar no sé si como Los Beatniks u otro proyecto de Moris.
Lo volví a ver una borrosa (por la niebla) noche en el viejo anfiteatro del Parque Lezama, que hoy no existe más, detrás del museo histórico. Iba con su guitarra a tocar y alcancé a preguntarle si podía ayudarlo, con la esperanza de entrar sin tener que pagar (en esos años vivía prácticamente en la calle) a lo que respondió inmediatamente que por supuesto, y así presencié uno de los mejores recitales de Moris.

Un recital de Moris era eso justamente, un recital, donde él solo con su guitarra Hamstrong al hombro podía hacer muchas cosas, desde recitar poemas antinucleares y anti bélicos, rock tocados de forma furiosa, hermosas baladas, hasta improvisar canciones que jamás pude volver a escuchar, “No le debemos nada a nadie” (“…Uno no le debe nada a nadie…Uno no le debe nada a nadie…Debas vos-lo que debas, por entrar en la rueda ,ropa o casa nueva o-hasta la vida entera…”) o aquel otro “El coche de la policía” (“…El coche de la policía estacionado-está en la concentración hay 5 hombres adentro encargados de la represión. Representantes de un orden de un orden que nos quiere asfixiar si matan a algún obrero será en defensa de la sociedad. Piden pan-no les dan piden queso-les dan hueso…”).
A lo largo de estos cuarenta años volví a encontrarlo infinidad de veces, poco tiempo de ese recital de Lezama, venía al lugar donde ensayábamos con Vicente Merson y tocaba con nosotros, nos preguntaba que tema queríamos hacer y siempre respondíamos “El blues de la chimenea o de la fábrica” algo así.
Fui a infinidad de recitales, en el Coliseo del centro, en la calle Laprida de Lomas de Zamora, etc. etc. Y en esos años (el ’75) la última vez que lo vi fue debajo de una alerito donde me resguardaba de la lluvia por la avenida Asamblea y me contó que se iba a España.
Aclaremos algo, yo nunca fui amigo de Moris, simplemente nos encontrábamos por ahí y hablábamos, yo era menor que él, y por supuesto lo admiraba incondicionalmente, ideológicamente, como persona y como músico.
Lo volví a ver en el año ’90 más o menos cuando yo trabajaba con Javier Martínez, y por trabajo o por placer lo visité varias veces en su lugar de ensayo, en el mítico estudio T.N.T de la calle Moreno, allí pude escuchar demos de las canciones de lo que iba a ser “Sur y después…”

Pude escucharlo en algunos recitales más como el de Parque Chacabuco, el Centro Cultural San Martín, etc.
Todos estos recuerdos acudieron a mi mente luego de encontrar en la güeb el libro de 1973 “Ahora mismo” en la página de Dos Potencias, excelente material el que hay allí, así que lo bajé y leí en un ratito y ya desde el título el libro es una clara demostración de esos años, y de quien es Moris, la urgencia por vivir, hacer música en condiciones que ni remotamente eran las mejores(nunca supe por boca de él si fue verdad o era un mito que el solo de guitarra de “Rebelde” lo hicieron con la boca), el alegato antinuclear y pacifista, que por supuesto no era hippie, más bien existencialistas, tanto él como sus cófrades de aquel tiempo, Javier, Lernoud, Grinberg, no eran tipos de llevar una flor en la mano, más bien lo contrario, y estar a favor del pacifismo no quería decir poner la otra mejilla, sino luchar desde el puesto que le cupiese a cada uno.
“Mi querido amigo Pipo”
http://www.goear.com/files/sst5/mp3files/21022009/0f5c51d23c1980026a20a7d7aeb4ea3a.mp3″
Así que amigos, acá les dejo el link para bajar el libro Ahora mismo que espero que disfruten tanto como yo.
¡Un abrazo!

Y para cerrar “Tengo cuarenta millones”
http://www.goear.com/files/sst5/mp3files/21022009/18254b94e4a597a221ea30220160ac7f.mp3″

Anuncios

3 comments

  1. Osval · marzo 3, 2009

    Me gustó mucho esta nota, se rescata bastante de todas esas vivencias que nos marcaron por entonces y que creo que es un deber reflotarlas a pesar del “estropeo de la cabeza” jeje
    Uuu eso del Blues de la chimenea me sacó la cabeza. Creo que en aquella epoca todos nosotros andabamos haciendo ese tipo de blues que hablaba de la fabrica, la chimenea, el barco, el tren, la estación o el puerto.
    Un abrazo

  2. Aguijón Redundancia · junio 25, 2009

    Si Moris, Pajarito Zaguri, Javier Martinez y Ricardo Soule se pusieran las pilas, podrían llegar a armar EL GRUPO DEL VERDADERO ROCK LATINO.
    Es que en las últimas décadas, y persiguiendo quien sabe que, se han cometido desvirtuaciones como llamarle rock a Los Fabulosos Cadillacs, Maná, Café Tacuba y a otros por el estilo, y los únicos que pueden poner las cosas en su lugar, son los mayores, los que crearon este movimiento que hoy es internacional, los auténticos PADRES DEL ROCK LATINO.
    Puede que sea un esfuerzo enorme reunirlos en un solo grupo porque ellos han hecho sus vidas tomando diferentes senderos individuales…pero ante la alarma de una confusión que desgraciadamente no solo está instalada en los medios, sino además en el inconsciente colectivo de las juventudes y de las no tango, no hay alternativa posible.
    Ha llegado la hora de que los PATRIARCAS se reunan, deliberen, y tomen la única determinación que se puede tomar en estos casos: JUNTARSE EN UN SOLO GRUPO MUSICAL Y SALIR A TOCAR POR ESPAÑA, EE.UU, MEXICO, ARGENTINA Y TODOS LOS PAÍSES DE HABLA HISPANA.
    Más que una causa nacional, es una CAUSA GLOBAL.

  3. Aguijón Redundancia · junio 25, 2009

    Si Moris, Pajarito Zaguri, Javier Martinez y Ricardo Soule se pusieran las pilas, podrían llegar a armar EL GRUPO DEL VERDADERO ROCK LATINO.
    Es que en las últimas décadas, y persiguiendo quien sabe que, se han cometido desvirtuaciones como llamarle rock a Los Fabulosos Cadillacs, Maná, Café Tacuba y a otros por el estilo, y los únicos que pueden poner las cosas en su lugar, son los mayores, los que crearon este movimiento que hoy es internacional, los auténticos PADRES DEL ROCK LATINO.
    Puede que sea un esfuerzo enorme reunirlos en un solo grupo porque ellos han hecho sus vidas tomando diferentes senderos individuales…pero ante la alarma de una confusión que desgraciadamente no solo está instalada en los medios, sino además en el inconsciente colectivo de las juventudes , no hay alternativa posible.
    Ha llegado la hora de que los PATRIARCAS se reunan, deliberen, y tomen la única determinación que se puede tomar en estos casos: JUNTARSE EN UN SOLO GRUPO MUSICAL Y SALIR A TOCAR POR ESPAÑA, EE.UU, MEXICO, ARGENTINA Y TODOS LOS PAÍSES DE HABLA HISPANA.
    Más que una causa nacional, es una CAUSA GLOBAL.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s